El Instituto de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (Invima) entregó los resultados de la vigilancia e inspección a productos alimenticios en 2018, dando como reporte la confiscación de cerca de 50 toneladas y 926.000 unidades de productos fraudulentos.

El decomiso de estos productos se debió a que infringuían la normativa sanitaria o eran producto del contrabando.

Entre la producción que incautó la entidad, mediante autoridades judiciales, de policía e inpección del Grupo de Reacción Inmediata, se cuentan 27.41 toneladas de cárnicos, 16 toneladas de aceite, 7 toneladas de queso, productos que infringían normas sanitarias, así como y 21 toneladas de arroz de contrabando.

Le sugerimos: Invima lanza campaña “No trague entero. Compre carne con todas las de la ley”

El director del Invima, Julio César Aldana, aseguró que la entidad trabaja para establecer políticas de vigilancia en varias zonas del país y así garantizar a productores, empresarios y consumidores la calidad en los consumibles. “Reforzaremos nuestra presencia institucional en las diferentes regiones del país para que los consumidores tengan productos seguros”, dijo Aldana.

Al respecto, el directo también señaló que la entidad está haciendo esfuerzos para agilizar la expedicion de registros sanitarios y mejorar los tramites con las entidades del Estado.

Puede leer: Conozca los controles del Invima en procesadores de atún enlatado