La inspección de maquinaria es un punto clave para garantizar la operación y el buen funcionamiento de la misma.

Se utiliza en prácticamente todas las industrias de fabricación para aumentar la calidad, la productividad, eficiencia y cumplimiento. En pocas palabras, la inspección permite tomar decisiones sobre la posición, calidad e integridad de un producto.

Se debe inspeccionar la máquina en busca de posibles fugas, acumulación de residuos, fallas debido a fatiga potencial de materiales, fallas progresivas en los componentes, o fallas severas en el equipo. Esto no solo garantizará la integridad de las máquinas, sino que las mantendrá en condiciones seguras para su operación.

¿Por qué inspeccionar una máquina?

Los consumidores de hoy, esperan la más alta calidad y seguridad total en cada uno de los aspectos de sus vidas. La ley de Modernización de la Inocuidad de los Alimentos (FSMA) implementada por el Congreso en el año 2011, ha motivado las inspecciones en la industria de alimentos y bebidas.

Además de cumplir con su objetivo principal que es detectar situaciones de riesgo, la inspección de maquinaria puede cumplir con los siguientes objetivos:

  • Identificar problemas no previstos durante el diseño o el análisis del trabajo. Cuando se inspecciona el lugar de trabajo y se observa a los trabajadores, se hacen evidentes los requisitos de Seguridad y Salud que no se tomaron en cuenta durante el diseño y los peligros que no se descubrieron durante el análisis del trabajo.
  • Identificar deficiencias de los equipos de trabajo. Las inspecciones ayudan a descubrir si las máquinas se han desgastado hasta llegar al límite de su condición, si su capacidad es deficiente o si se ha usado inadecuadamente.
  • Identificar si hay acciones inapropiadas de los trabajadores que puedan tener consecuencias negativas en el desgaste de sus máquinas.
  • Identificar los efectos indeseados de cambios en el proceso productivo o en los materiales.
  • Proponer soluciones a las deficiencias encontradas.

La inspección de maquinaria ayuda a su seguridad

La inspección es esencial para la seguridad de la máquina, del operador y de los individuos que se encuentren cerca. Estas inspecciones constituyen una de las mejores formas de evitar problemas mecánicos y peligrosos.

Cuando se detecta una fuga, una conexión de manguera floja o cualquier otro problema antes de una falla, ayuda a evitar lesiones y a minimizar el tiempo de reparación. Es más eficaz y rentable reemplazar una pieza que un componente entero de la máquina.

¿Cuándo realizar una inspección de maquinaria?

Solo debe tomar unos minutos al comenzar cada turno, el llevar a cabo cada inspección de la máquina. De ser posible, continúe inspeccionando la máquina durante todo el dia de trabajo y asegúrese de llevar a cabo la inspección de la misma manera todas las veces.

Una inspección regular significa que se ha verificado una herramienta o un equipo antes de usarlo. La inspección de máquina es una parte programada de cada tarea. Es indispensable para el trabajo realizado, en relación con su habilidad y calificación para ejecutarlo.

La Inspección de Maquinaria implica una serie de pruebas realizadas en sus máquinas, que ayudan a garantizar que los dispositivos de paro de emergencia son operativos y que las medidas de protección están en sitio. La inspección incluye un análisis preciso e independiente de la maquinaria en relación con las reglamentaciones aplicables. Se identifican riesgo y se proponen acciones para minimizar esos riesgos.

 

(También le puede interesar: La inocuidad: un compromiso con el consumidor)

 

Las máquinas experimentan un uso natural que puede conducir a todo tipo de accidentes o incidentes. Las señales de uso incluyen adhesión, puntos negros, abrasión, escamado, distorsión, fatiga y corrosión. Pueden contribuir a un incremento en el riesgo de catástrofes.

Desde la fase de diseño a lo largo del uso diario, la seguridad del operador es una prioridad clave. La complejidad de muchas máquinas significa que solo inspectores calificados y experimentados pueden realizar las inspecciones de manera efectiva.